4 multas estúpidas que podemos evitar en verano

Repasemos algunas de las prácticas más habituales e inconscientes dentro del coche y que pueden ser sancionables

Son prácticas muy extendidas en nuestro país y, desgraciadamente, pueden suponer un peligro para los usuarios de la vía.

A continuación os detallamos cuatro de las multas que podemos evitar y que a la vez pueden servir para mejorar la seguridad vial.

Multas y sanciones

1. Conducir con chanclas (80 €)

2. Comer o beber al volante (100 €)

3. Poner los pies en el cuadro de mandos (100 €)

4. Sacar el brazo por la ventana (100 €)

Vamos a palmos, pero. Primero que todo, conducir con chanclas es un hábito muy implantado en el territorio, pero supone un peligro importante para la seguridad vial.

Para conducir y poder ser efectivos con los pedales del coche, es necesario utilizar un zapato cerrada que coja bien el pie.

Desgraciadamente no sería la primera vez que alguien pierde la chancleta y no puede frenar cuando toca.

También queda prohibido conducir mientras comemos o bebemos, ya que puede ser una fuente de distracción y no debemos dejar nunca el volante.

Es mucho más prudente detenernos para hidratarnos, comer y reponerse cada dos horas, que comer al volante, que puede suponer un factor de riesgo.

Los acompañantes también cometen infracciones, y no sólo relacionadas con el uso del cinturón de seguridad.

Poner los pies sobre el cuadro de mandos es una práctica peligrosa para la propia salud de los infractores, y obstaculiza el campo visual del conductor, en especial del retrovisor derecho.

Por último, hay que recordar que siempre hay que tomar el volante con las dos manos.

En este sentido conducir con el brazo colgando por la ventana es un factor de riesgo, una moto u otro vehículo pueden darnos una vez y queda prohibido coger el volante con una sola mano.

Leave a Reply

*